Factor de Unidad y Cambio para ganar PDF Imprimir E-Mail

Image

 

Por Juan José Dalton

 

SAN SALVADOR - El centro-izquierdista partido Centro Democrático (CD) decidió en una asamblea nacional del pasado sábado apoyar al candidato presidencial por el FMLN, Mauricio Funes, favorito hasta el momento en las encuestas públicas para ganar en las elecciones del próximo 15 de marzo.

 

El diputado Héctor Dada, máximo dirigente del CD, aseguró que entre CD y el candidato del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (Fmln), se debe firmar un protocolo de entendimiento para tal alianza. Días antes un grupo del Frente Democrático Revolucionario (FDR) apoyó públicamente la candidatura de Funes.

 

Antes de estos dos acontecimientos, algunos alcaldes de zonas rurales, pertenecientes al Partido Demócrata Cristiano (PDC), apoyaron también públicamente a Mauricio Funes. Se habla de posibles apoyos de bases del PCN para Funes, aunque este partido es ideológicamente un estrecho aliado de la oficialista Alianza Republicana Nacionalista (Arena).

 

No se puede obviar, tampoco, que personas importantes de los cuatro partidos mencionados han brindado apoyo a la candidatura arenera que encabeza Rodrigo Ávila y el empresario Arturo Zablah.

 

Estos hechos demuestran que el "centro" político salvadoreño, por pequeño que sea, también está fracturado y muchos no creen que Funes o Ávila puedan gobernar de manera moderada a El Salvador, donde históricamente lo que ha prevalecido es la imposición y la fuerza, sea por la vía ilegal o la legal, como ha sido la experiencia en los últimos gobiernos "areneros", que introdujeron las impopulares privatizaciones, los TLCs, el apoyo a la ocupación de Irak y la dolarización.

 

No obstante, el factor de la “unidad”, sobre todo, en términos de nación, así como el factor “cambio”, serán claves para el triunfo de los partidos en contienda. El candidato que más conecte ambos factores con el imaginario social, será el que ganará.

 

Acción tardía del Fmln

El FMLN está reaccionando ante el revés que tuvo en San Salvador, según dijo a ContraPunto la semana pasada Oscar Ortiz, alcalde de Santa Tecla, destacado dirigente de ese partido.

 

Pero mucho antes de que Funes fuera proclamado candidato a la presidencia, en noviembre de 2007, en las fuerzas de la llamada izquierda democrática, incluso en sectores empresariales importantes, había iniciativas en las que se barajaron la conformación una "Gran Alianza” o “Unidad Nacional", un "Todos contra Arena". La "Alianza por el Cambio", de Arturo Zablah, estaba en esa ruta.

 

Entonces, Dada dijo a ContraPunto que la "propuesta a llevar a cabo" consistía en: definir el tipo de alianza, determinar quiénes se aliaban y conformar la alianza misma; luego vendría la configuración del programa y del plan de gobierno, y finalmente, lograr las candidaturas.

 

Roberto Lorenzana, encargado del Fmln para las alianzas electorales, detalló a ContraPunto, previo a las elecciones del pasado 18 de enero, que el Frente "estaba tan abierto" a las alianzas que las candidaturas para alcaldías, en incluso, las de diputados, podrían ser conformadas por personalidades que no fueran del Fmln.

 

Con el tiempo ninguna de las dos cosas se llevó a cabo: la primera porque "peligraba" la candidatura del propio Funes y la segunda, porque el Fmln, en esencia, perdería poder real. Es decir, el Frente y los potenciales aliados pusieron por encima sus intereses particulares. ¿Quién más que otro? Habrá que analizarlo después.

 

¿Ha perdido la apuesta el Fmln? No, de ninguna manera. La "suerte" está echada y el resultado real se confirmará el 15 de marzo. Pero estos elementos deben tomarse en cuenta en el análisis porque oportunidad hubo de entrar con "todo" en la batalla electoral.

 

A sumar fuerzas... 

Héctor Dada, experto y respetado político, aclaró que el Protocolo de alianza con Funes debe contemplar "temáticas claras, como mantener la identidad propia del partido, la autonomía en las relaciones exteriores del país y una política económica y social que beneficie a las grandes mayorías”.

 

“Hemos tenido conversaciones con el candidato (Funes) en las que hemos expuesto estos temas, pero no se ha llegado al detalle de la redacción de un documento de entendimiento”, explicó Dada.

 

Maurcio Funes, en su carrera contra el tiempo y por tratar de aglutinar a más sectores, agradeció a Dada el apoyo de su partido. Ya Funes había expuesto públicamente que personalidades del CD, como el mismo Dada y el médico Héctor Silva, podrían formar parte de su gabinete de gobierno.

 

Tanto Dada como Silva (éste último ex alcalde de San Salvador por una coalición que encabezó el Fmln), han dicho que el apoyo a Funes no pasa por la integración de ellos a su gobierno, en caso de que gane las elecciones en marzo.

 

Las elecciones del 15 de marzo serán entre Funes y el candidato oficialista Rodrigo Ávila, de la derechista Arena, que lleva casi 20 años en el poder.

 

De ganar Funes, por primera vez en la historia de El Salvador arribaría al gobierno una fuerza de izquierda en esta ocasión sin intentarlo con el uso de la violencia, sino a través del voto.

Comentarios
Añadir nuevoBuscar
¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios!

 
< Anterior   Siguiente >